Veneo

Las ventanas PVC: mitos y verdades

tubos

¿Es el PVC cancerígeno?

Que el PVC sea cancerígeno es uno de los mitos más extendidos que, sin embargo, es completamente erróneo. Desde el punto de vista químico el policloruro de vinilo es un polímero, unión de numerosos monómeros de cloruro de vinilo. Aunque hay estudios que vinculan el monómero con el cáncer debemos recordar que los productos de PVC (polímero) no emiten partículas simples. Por esa razón el PVC no es considerado un material tóxico, de hecho sirve para fabricar objetos tan variados como botellas de leche o juguetes.

Ventajas de las ventanas PVC – propiedades aislantes

Todos sabemos que las ventanas PVC presentan precios muy competitivos respecto a las ventanas de aluminio o madera. Sin embargo, esa no es la mayor de sus ventajas. Las ventanas de PVC ofrecen, sobretodo, un aislamiento térmico y acústico difíciles de superar. El PVC es un plástico, su conductividad térmica es muy baja, de 0,17 W/moK. Eso quiere decir que los marcos de PVC no dejan que el calor de casa escape ni que el frío del invierno entre. No se forman condensaciones. Gracias a eso uno no sólo se siente más cómodo sino también ahorra en facturas. Fijémonos en que la conductividad térmica del aluminio es aproximadamente mil veces mayor. Por eso muchas personas se quejan de que en invierno el aluminio “suda”. Para que las ventanas de aluminio tengan propiedades aislantes similares hay que equiparlas con una rotura de puente térmico que no es otra cosa que un elemento de PVC, u otro plástico, montado en el interior de sus perfiles.

Ventanas PVC – resistencia y durabilidad

El PVC es un material duradero, su vida útil es de aproximadamente cincuenta años. Por tanto las ventanas de PVC suelen ser ventanas “para toda la vida”. Se comportan excelentemente en todo tipo de climas y circunstancias atmosféricas como vientos fuertes o lluvias intensas. En este sentido se parecen a las ventanas de aluminio, pero superan con creces las ventanas de madera cuyo material se desgasta fácilmente si queda expuesto a cualquiera de los dos fenómenos. Las ventanas de PVC son altamente recomendables para zonas de frío y regiones costeras.

Ventanas PVC – mantenimiento y limpieza fácil

Las ventanas de PVC son las que menos cuidados requieren, basta con limpiarlas periódicamente con agua y jabón. Como el PVC es plástico no hay riesgo de que se pudra u oxide. Tampoco permite la aparición de hongos. Los mejores fabricantes, como Drutex, modifican su composición para que no amarillee al estar en contacto con los rayos del sol.  En cambio, las ventas de madera – aunque bonitas y naturales – exigen un servicio de mantenimiento minucioso. Se recomienda barnizarlas cada dos años y utilizar productos adicionales para protegerlas contra hongos e insectos. Como al final resulta que son menos duraderas la factura final supera el precio total de las ventanas de PVC.

Ventanas de PVC – ecológicas y seguras

Aunque ambos materiales son reciclables, fabricar ventanas de policloruro de vinilo es más ecológico que producir ventanas de aluminio. La fabricación de estas últimas requiere más energía y emite mucho más CO2. El PVC de ventanas viejas se puede utilizar incluso para fabricar perfiles nuevos.  El policloruro de vinilo es difícilmente inflamable. Por eso las casas con ventanas de PVC están más protegidas contra los incendios que las casas con ventanas de madera.

¿Qué desventajas tienen las ventanas de PVC?

El PVC es menos rígido que el aluminio y se dilata más que el segundo. Por tanto, para que las ventanas de PVC cumplan su función, sus perfiles tienen que llevar unos refuerzos de acero y el montaje deben realizarlo unos profesionales. Si el material y el montaje son de calidad las ventanas no llegarán a deformarse. Además, los perfiles de PVC son un poco más anchos que los de aluminio o madera. Esto garantiza un mayor aislamiento térmico y acústico, pero reduce ligeramente el tamaño del cristal. No obstante la industria del PVC ya ofrece algunas soluciones para compensar este inconveniente. Un ejemplo son las ventanas IGLO LIGHT que suministra Veneo. La altura de sus hojas es el 10% menor respecto a las ventanas estándar.

Haz un comentario