Veneo

¿Cómo elegir ventanas? Propiedades de uso

Ventanas de PVC - propiedades

El mercado de la carpintería PVC presenta gran variedad de fabricantes y productos. No cabe duda que la amplitud de la oferta es algo positivo. Sin embargo, a veces cuesta discernir cuál de entre los muchos productos que se nos ofrecen será el más adecuado para nosotros. He aquí algunas preguntas que conviene hacer a la hora de elegir ventanas.

 

Pregunta por el aislamiento térmico

 

La eficiencia energética es indudablemente una de las propiedades clave que debemos considerar a la hora de comprar ventanas. Para averiguar la capacidad de aislamiento térmico de una ventana, comprueba el valor de su transmitancia térmica. Su símbolo son las letras Uw y la unidad W/(m2K). El coeficiente Uw expresa las pérdidas de calor que sufre nuestra casa, es decir cuánto calor “se nos escapa” por la ventana. Por tanto, cuanto menor sea el valor de la transmitancia térmica, mayor es el aislamiento térmico que nos proporciona la ventana. Por poner un ejemplo, una ventana del coeficiente de aislamiento térmico uw igual a 1,3 W/(m2K) es más eficiente que una ventana cuya transmitancia térmica equivale a 1,8 W/(m2K).

 

No obstante, conviene señalar que los vendedores muchas veces nos hablan únicamente del coeficiente de transmitancia térmica del cristal (Ug). Aunque este valor también es importante, no expresa la eficiencia energética de toda la ventana. En realidad, puesto que las ventanas PVC se componen de varios elementos, existen hasta tres coeficientes de penetrabilidad térmica que las describen: el Ug del vidrio, el Uf – que corresponde a la eficiencia energética del marco o el perfil – y el reseñado Uw de la ventana total.

 

Sólo el último nos informa inequívocamente sobre las pérdidas de calor que experimentaremos a través de las ventanas. Por tanto, es el valor en el que hemos de fijarnos, comprobando que sea el menor posible. Hoy en día se considera que si una ventana presenta el coeficiente Uw igual a 1,3 es una buena ventana. Pero también las hay muy buenas, como las ventanas PVC de la serie Veneo i8000 cuyo coeficiente de transmitancia térmica alcanza el valor de 0,83 W/(m2K).

 

¿Por qué el valor de la transmitancia térmica es tan importante? Como ya hemos mencionado, un material altamente conductor, como es p.ej. el aluminio suele ser la causa del llamado puente térmico en la fachada del edificio por el cual escapa el calor. La pérdida de energía y el flujo de aire y de las diferentes temperaturas es el factor culpable de la aparición del moho y humedad en la vivienda. Por eso, para evitar este problema se aconseja la instalación de ventanas de perfiles pvc con el acristalamiento múltiple y gas argón entre las cámaras, lo que hace que, a diferencia de las ventanas de aluminio con la rotura de puente térmico, son mucho más aislantes, por no hablar de su fabricación y materiales, que son duraderos y sostenibles.

 

Pregunta por el aislamiento acústico de la ventana

 

Un buen aislamiento acústico es otra propiedad que deben garantizarnos las ventanas. Su símbolo son las letras Rw y se expresa en decibelios [dB]. A diferencia de la transmitancia térmica el coeficiente Rw habla de la capacidad de atenuación acústica. Por tanto, serán mejores aquellas ventanas que mayor valor Rw ofrezcan (porque aíslan más decibelios). El PVC amortigua bien las ondas sonoras y, desde este punto de vista, es un material más aislante que el aluminio o la madera. Pero esto no es suficiente. El aislamiento acústico depende principalmente del acristalamiento. Los cristales de más espesor atenúan mejor los ruidos de exterior.

 

Además, está probado que son más aislantes las ventanas cuyas cámaras de aire estén rellenas de algún gas pesado, o noble. No obstante, el hecho clave es que nuestra ventana lleve al menos un vidrio laminado separado por una capa de butiral acústico, una lámina amortiguadora de ruidos especial que ayuda a eliminar hasta 51 dB del ruido del exterior. Gracias a la aplicación de estos materiales mejora significativamente el confort de los habitantes del edificio.

 

Pregunta por el material y el tipo de vidrio

 

Otros componentes de la ventana que conviene aclarar son los elemento que afectan la seguridad de nuestro hogar. ¿Permite la estructura de la ventana montar una caja de persiana de seguridad autoblocante o antielevación? (Recordemos que las persianas no sólo nos garantizan una mayor seguridad. También mejoran los valores de penetrabilidad térmica y el aislamiento acústico.) ¿Qué tipo de herrajes lleva el modelo? ¿Acaso son los herrajes perimetrales – los más difíciles de forzar – con los sistemas antipalanca y antitaladro? ¿Nos ofrece el fabricante los vidrios de seguridad o antirrobos?

 

Y por último, y sobre todo, si nuestra familia también la componen niños, ¿hay protecciones especiales, pensados en los más pequeños: cremonas con llave o botones de bloqueo, etc.? Las normas europeas especifican varias clases de seguridad de las ventanas. La oferta de Veneo incluye productos de todas ellas, desde la clase RC1 hasta la clase RC2N.

 

La eficiencia térmica, la permeabilidad al aire y agua, la atenuación de los ruidos y la seguridad son sin duda las cuestiones claves. Conviene examinarlas con esmero sin olvidar, no obstante, que las ventanas también deben llevar un sistema de ventilación eficiente. Por último, recordemos que los herrajes perimetrales también refuerzan los valores del aislamiento térmico y acústico.

 

Comments are closed.

www.veneo.es utiliza cookies propias y persistentes con la finalidad de prestar un mejor servicio. Si continua navegando está aceptando su uso. No obstante, puede cambiar la configuración de las cookies u obtener más información aquí.